No menu items!
23.1 C
Santiago
jueves, enero 27, 2022

Azerbaiyán-Ilham Aliyev: el presidente de la república más extensa del Cáucaso

Inter News Service. Director Nelson del Catillo.

Las razones por las que la gente ama a Ilham Aliyev: En el centro de la actividad política del presidente Ilham Aliyev está el pueblo azerbaiyano.

Presidente popular. En el centro de la actividad política del presidente Ilham Aliyev está el pueblo azerbaiyano, cuyos derechos e intereses han sido definidos como la máxima del país. El estado de bienestar, cuyas bases fueron sentadas por el líder nacional Heydar Aliyev, se construyó sobre los principios de igualdad social y justicia, con el objetivo de lograr un nivel de vida digno para el pueblo azerbaiyano. Como resultado de la implementación efectiva de los programas sociales estatales bajo el liderazgo de Ilham Aliyev, cada azerbaiyano cuenta con una alta calidad de vida, así como con unas condiciones favorables para la plena realización personal. Uno de los indicadores de la efectividad de dichas políticas es que Azerbaiyán ha logrado una reducción en la tasa de pobreza a solamente el 5%. También se ha reducido la tasa de desempleo al 6%, según datos de 2021.

El nombre del actual presidente es sinónimo de modernidad. Sin duda, la moderna imagen con que hoy día cuenta Azerbaiyán es el resultado de la genialidad de su talentoso líder, Ilham Aliyev. Habiendo cumplido con las expectativas puestas en él por la gente, y sin fallar ni a la confianza y ni al amor de su pueblo, el presidente ha continuado con ímpetu las transformaciones a gran escala iniciadas por el líder nacional Heydar Aliyev en todas las esferas: económica, política, social y cultural.

Se observa hoy en el país un renacimiento que une firmemente el nombre de la nación con el nombre de su destacado líder. En 2020, el dignatario demostró al mundo entero que el pueblo azerbaiyano es heroico y pacífico, a la vez que valiente y desinteresado, lo cual le ha permitido regresar a las tierras de sus antepasados ​​y restaurar la justicia histórica, pisoteada por 30 años. Fue el presidente Ilham Aliyev quien probó a sus homólogos internacionales la fuerza de espíritu del pueblo azerbaiyano y el valor de su glorioso ejército, capaz de acometer las resoluciones dictadas por las organizaciones internacionales acerca del conflicto de Karabakh tras ser ignoradas durante varias décadas.

Fue el presidente Ilham Aliyev quien se convirtió en un vivo ejemplo de la política mundial, como un líder cuyos intereses nacionales no pueden ser ignorados. Gracias a los esfuerzos del presidente, Azerbaiyán es un estado mundialmente reconocido, con una economía desarrollada y un entorno político, social y empresarial saludable. El alto nivel de desarrollo económico del país se refleja tanto en el bienestar del pueblo azerbaiyano como en la clasificación del país en el escenario internacional. Así, la agencia de calificación internacional Moody’s estableció la calificación crediticia de Azerbaiyán en el nivel “Ba2”, lo que significó un cambio de “estable” a “positiva”. Ello es un indicador de la efectividad de la política seguida en el país, y permite incrementar la estabilidad del perfil crediticio. Además, Azerbaiyán ha subido 6 posiciones y actualmente ocupa el puesto 38 (entre Bélgica y España) en el Índice de Libertad Económica 2021, compilado por la Fundación Heritage. Las posiciones de Azerbaiyán en el informe DoingBusiness elaborado por el Banco Mundial también van mejorando año tras año.

Mensajero de la paz y partidario de la política de vecindad. Guiado por los intereses nacionales de su país, así como por los principios de buena vecindad, coexistencia pacífica, igualdad y cooperación, el presidente Ilham Aliyev está implementando con éxito una política exterior multivectorial, siguiendo los pasos del gran padre de la nación, el líder Heydar Aliyev. Desde el restablecimiento de la independencia, la República de Azerbaiyán, como sujeto de pleno derecho en el plano internacional, se ha convertido en miembro de las principales organizaciones intergubernamentales, como la ONU, la OSCE, la CEI, etc. Asimismo, cabe señalar que la República de Azerbaiyán es miembro del Consejo de Europa, la organización internacional más antigua del continente europeo. Pero también forma parte de la Organización de Cooperación Islámica OCI, que une a los países del mundo islámico en su seno. El acierto y el pragmatismo de esta política se reflejan en el hecho de que Azerbaiyán no está representado en las alianzas militares, prefiriendo la cooperación multilateral a la confrontación en bloque. Así lo prueba la pertenencia de Azerbaiyán al Movimiento de Países No Alineados. La política exterior de Ilham Aliyev se ha materializado en múltiples iniciativas culturales, deportivas y sociales celebradas en Azerbaiyán. Es el caso de los primeros Juegos Europeos, en 2015, los Juegos Islámicos, en 2017, así como numerosas actividades humanitarias y foros de diálogo intercultural e interreligioso. Todo ello se inscribe en el marco de la paz, la seguridad, el multilateralismo y las relaciones internacionales.

Presidente de un Azerbaiyán multicultural. El multiculturalismo no es solo la política estatal implementada con éxito por el presidente Ilham Aliyev, sino también la forma de vida de todo el pueblo azerbaiyano. Como señala el propio presidente: “Desde tiempos inmemoriales, nuestro pueblo, habiendo convertido la tolerancia y el respeto por otras religiones y culturas en un estilo de vida, ha hecho una contribución significativa a este proceso”. El presidente del país ha creado todas las condiciones para la preservación religiosa, cultural y étnica de los distintos pueblos que habitan en Azerbaiyán. También se busca su prosperidad y su participación activa en la vida del país. Ilham Aliyev es el presidente de todos los pueblos que viven en paz en una sociedad azerbaiyana tolerante.

La sencillez que rodea a su persona. Esta máxima describe con precisión el estilo de vida del líder azerbaiyano. Un claro ejemplo de ello es la celebración de su cumpleaños dentro del marco familiar, con un pastel de cumpleaños preparado por su amada esposa, la decoración anual del árbol de Año Nuevo, y la participación de sus queridos nietos. El presidente también se caracteriza por una estrecha comunicación con su pueblo: numerosas fotografías en festivales folclóricos y reuniones con los ciudadanos de Azerbaiyán. Su intento por resultar una persona cercana da un completo sentido de unidad entre pueblo y presidente.

Hijo digno de un gran padre. El fundador del Azerbaiyán moderno, el salvador de la nación, el líder nacional Heydar Aliyev, profesó un amor sin límites por su pueblo. Dejó un gran legado a cargo de un político sabio, enormemente talentoso y muy patriota: Ilham Aliyev. En vísperas de las elecciones presidenciales de 2003, el líder nacional se dirigió en un discurso al pueblo azerbaiyano, expresando su más alta confianza en el actual presidente: “Cuenta con un gran intelecto y con un pensamiento pragmático, así como con un buen sentido de la percepción en lo que concierne a la política y la economía del mundo moderno. Se trata de una persona enérgica y activa. Creo que todos esos planteamientos que no pude terminar se completarán con la ayuda y el apoyo de Ilham Aliyev. Creo en él como creo en mí mismo, y tengo grandes esperanzas acerca del futuro”. El pueblo de Azerbaiyán tiene en cuenta que el futuro ya ha llegado, gracias a la gran victoria en la Guerra Patriótica bajo el liderazgo del Comandante en Jefe Supremo del Ejército, Ilham Aliyev, quien unió a su pueblo en un todo. Continuando con éxito su cometido, el presidente ha liberado de los ocupantes armenios los territorios reconocidos internacionalmente como parte de Azerbaiyán, restableciendo la justicia histórica y cumpliendo así la voluntad del gran padre, transmitida al ilustre hijo del pueblo. Ilham Aliyev pasará a la historia como el presidente libertador, conquistando para siempre los corazones de los azerbaiyanos que esperaban la gran victoria.

Ilham Aliyev es un símbolo de paz y seguridad para toda la región. La guerra de 44 días, que puso fin a los 30 años de ocupación armenia, demostró la fuerza del ejército azerbaiyano y el espíritu invencible de su pueblo, unido por su presidente en torno a unos ideales comunes: la victoria y el restablecimiento de la justicia histórica. Al expulsar de las tierras ancestrales al enemigo, al poner fin al conflicto de Karabakh, Ilham Aliyev se ha convertido en un símbolo de paz, estabilidad y seguridad para toda la región, cuyo enorme desarrollo económico estará asegurado en un futuro próximo mediante la implementación de un ambicioso proyecto de infraestructura de transporte terrestre: el Corredor Zangezur.

Los esfuerzos dirigidos a la restauración de Karabakh, los programas estatales y los recursos financieros asignados para su rehabilitación exitosa, la captación de inversionistas extranjeros para trabajar en este objetivo, los primeros e impresionantes resultados; todo ello llena de orgullo y agradecimiento los corazones de los azerbaiyanos. Y estos profundos sentimientos no van dirigidos a otro que a su líder, quien ha hecho realidad el sueño de regresar a casa, a las tierras de los antepasados.

- Publicidad -spot_img

Puede interesarte

Artículo anteriorPENTAmiento 1325
Artículo siguientePENTAmiento 1326
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img

Mas articulos

Deja un comentario

- Publicidad -spot_img

Ultimos articulos